RICARDO REYNAUD, DE LA INTIMMIDAD A LA MENTIRA

Después de darle vida a un pastor en la segunda temporada de ‘Enemigo íntimo’, el actor Ricardo Reynaud se renueva y regresa a la televisión mexicana para encarnar al policía Mario en el melodrama ‘Imperio de mentiras’, personaje que disfruta realizar junto a grandes amigos de muchos años con los que comparte la pasión por la ficción.


-Regresas a la televisión en ‘Imperio de Mentiras’ ¿qué nos puedes platicar al respecto?
“Es un proyecto muy especial por estar ubicado en el tema de la pandemia, está dotado de especial cariño y fuerza para poder llegar a la pantalla con mucho carisma por lo que estamos pasando humanamente”.


-¿Qué te enganchó de la historia por lo cual decidiste ser parte del proyecto?
“Son varios factores, el elenco que conforma ‘Imperio de Mentiras’, el gran móvil para mí con amigos muy cercanos y con los productores que han hecho cosas increíbles como ‘Cuna de lobos’ y con Giselle González, es un melodrama muy interesante”.


-¿Qué es lo que más disfrutas de este proyecto?
“Sobre todo me viene a la mente el convivir y compartir la ficción con amigos tan entrañables como Andrés que es amigo de casi 20 años, con Luz Ramos que conocí en una obra de teatro, con Abraham Mendoza nunca tuve el privilegio pero lo conocía desde hace mucho y creo que lo que más he disfrutado es el convivir y compartir la ficción con seres humanos tan maravillosos como ellos”.


-¿Qué tanto tiene Mario de Ricardo?

“Mario concretamente tiene una gran pasión por lo que hace, un gran compromiso y lo hace ser íntegro y eso compartimos, hay otras cosas que ya no tengo como inteligencia emocional y sentimental un poco inmadura, espero ya no estar yo en eso pero sí lo entiendo porque sí lo estuve”.


-Si pudieras darle un consejo a su personaje Mario, ¿cuál sería?

“No te aferres y confía en ti mismo”.


-‘Enemigo íntimo 2’, otra exitosa historia, ¿Cuál fue el principal reto de interpretar a un pastor?
“Combinar las puntas del triángulo del personaje, lo que es la relación con su mujer que es conflictiva, que es pastor y predica en la cárcel y por último que se mete sin saber en la delincuencia organizada, unir estas tres puntas de forma congruente y respetuosa fue el mayor reto”.


-¿En qué o quiénes te inspiraste para interpretar al pastor?

“Me inspiré en un pastor de una iglesia en que me metí para escuchar la ceremonia cristiana, me impactó mucho él y me basé fundamentalmente para hacerlo y el segundo elemento en mí mismo porque tuve una historia muy larga en la secundaria y la prepa, parte de la universidad y estuve en escuelas muy religiosas y me metí bastante en la religión y dejó en mí cosas muy positivas y negativas y en mi propia experiencia hice uso para inspirar”.


-¿Por qué decirle sí a este tipo historias como ‘Imperio de mentiras’ y ‘Enemigo íntimo’?
“Estas historias concretamente en México está muy arraigado el tema del crímen organizado, estamos un poquito hartos de eso, se entiende perfectamente, creo que es un tema aunque nos canse un poquito en las historias de ficción, entiendo que queremos seguir exorcizándonos de un tema que nos hace tanto daño aquí y en el mundo”.


-¿Cómo describirías el momento profesional que estás viviendo?
“Considero que la vida es el presente, me considero realizado y estoy viviendo mis sueños de cuando tenía 18 años, tengo más ganas y muchos más sueños pero hoy estoy viviendo lo que siempre anhelé”.


-¿Qué debe tener un personaje para que decidas interpretarlo?
“Que tenga complejidad, aportarle algo al público que sí es muy superficial no me interesa, solo que tenga una mínima complejidad”.


-Te dedicas a contar historias pero, ¿qué te gusta ver en tele, cine o en el teatro como espectador?

“Que aporte algo a la mente o al espíritu y que yo vea que los que hacen cualquier proyecto se rompan la cara por hacerlo y si no pues, incluso me molesta que no tengan entrega”.

Menú
Cerrar